miércoles, 10 de abril de 2013

YA PERDÍ MIL PRIMAVERAS Y EL ORGULLO POR BUSCAR EN OTROS OJOS LA LUZ QUE TIENEN LOS TUYOS.

Con esta pobre y vana pretensión, de pagarte con palabras las deudas del corazón. 

Te vengo a devolver lo que me diste, todo lo que hiciste por este corazón gris que, viste. 

Te quiere regalar un verso triste, una canción de amor para el amor que ya no existe.



A veces, hay que perder para ganar. Creces, cuando te sabes levantar. Esta vez ya no hay disfraz ni la sed de la ansiedad, todo por vivir, todo por sentir. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario